Rod Cameron


Rod Cameron fue el primer Indiana Jones. No en el sentido estricto, entiéndame, pero sí es cierto que En Busca del Arca Perdida no es sino la versión moderna de Secret Service in Darkest Africa, un serial en el que represantaba a un agente secreto estadounidense, Rex Bennet, que buscaba un anillo de poderes espectaculares que poseía una red nazi asentada en África. Y es que, aunque se le recuerde sólo por el western, este pistolero tuvo que vérselas en las junglas más peligrosas.

Nacido en 1910 en Canadá, aún siendo un adolescente se trasladó a Hollywood a ganarse la vida como especialista para la Paramount. Comenzó con pequeños papeles, como en Rangers of Fortune, hasta que la Pictures lo fichó para protagonizar diversos seriales que le harían famoso. Uno de sus papeles más recordados es en G-men vs. the Black Dragon, que le otorgó el prestigio necesario para sustituir a Johnny Mack Brown en la Universal y protagonizar títulos como Salomé, la embrujadora. Después se dedicaría a las series, cuya duración no llegó a alcanzar más de tres temporadas, en un claro ejemplo de que su carrera ya se encontraba en caída libre y buscaba ganarse la vida con estos pequeños papeles.

La vida privada de Cameron tiene su gracia. Eludiendo cualquier tópico, abandonó a su mujer para casarse con su suegra e incluso intentó adoptar un niño. En 1983 moriría a causa de un cáncer pero el Paseo de la Fama de Hollywood lo recuerda todavía por su trabajo en televisión.

Anuncios

~ por rulankas en febrero 9, 2010.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s